7.11.2011

Ommer Bissingh

Hoy fue la inauguración del Ommer Bissingh, o lo que es igual, la fiesta de verano de la ciudad. Por supuesto, no nos pudimos perder el evento, así que cuadramos con los papas de Pablo para irnos en las bicis hasta el centro y presenciar la apertura de las fiestas veraniegas.

A las 19:30 ya estábamos estacionando nuestros 2x2 en un rincón de una de las edificaciones del centro, muy cerca de donde estaba la tarima, donde se darían las palabras de apertura. La música, muy noventera, era amenizada por Radio Verónica, y todos esperábamos de pie que la nueva Alcaldesa cortara la cinta color rosa.

De repente pasa un hombre por nuestro lado repartiendo unos volantes. Pablo me golpea con el codo en señal de: "Tómalo tu!" Grandioso! Como yo soy la nueva, soy la que tengo que socializar con los ommenares. Tomo el papel y me digno a echarle un ojo, para conseguirme con que era la letra de una canción. Una canción que dice en su coro: "...Ommer Bissingh..." 5 minutos más tarde, en el pódium se instalan 3 hombres junto a la alcaldesa, y comienza a rodar una música. Todos, como si estuvieran coreando el Ave María, empiezan a cantar el himno a la fiesta de verano. Mi suegro no aguantó dos pedidas, y en la primera estrofa ya cantaba con la emoción de un American Idol.


Por si la canción no les emocionó, se monta a la tarima un mago. Comenzó hablando por el micrófono y terminó pegando gritos sin él. Hacer magia y hablar por el micrófono son dos tareas que no se pueden realizar al mismo tiempo, al parecer. Así que, nos limitamos a ver su acto, donde rompió periódico, echo fuego, sacó un cartel, y nos hizo creer que había cortado la cinta inaugural para después mostrar que mágicamente estaba intacta. Hubiera preferido que me mostrara la paloma, digo, por eso de que los magos siempre andan con su paloma.

Listo! La alcaldesa termina sus palabras, corta la cinta, salen unos fuegos artificiales a los costados de la tarima y se dirige a seguir la tradición de tocar una campana para abrir la temporada de verano. 20:00 en punto estábamos caminando de regreso a nuestros 2x2, mientras se escuchaba el fondo musical de: "Fui a la discoteca, a ver si me conseguía una fresca..." Canción latina del recordado grupo Proyecto Uno, e inmediatamente me transporto a mi adolescencia, cuando en el bachillerato montamos una coreografía para un acto, y aún hoy en día, cuando nos juntamos con los ex-compañeros, nos ponemos en posición para bailar al ritmo de la música. Que días aquellos! Cuando uno era joven y bello y no lo sabía.

Este es el comienzo de un larga jornada de fiestas en la ciudad. Desde hoy y hasta principios de Septiembre, la ciudad ofrecerá variedad de eventos para sus habitantes y sus visitantes. Así que habrá mucho que contar, beber y bailar. Quizá hasta haga algunos amigos fiesteros!

Mañana mientras tanto iremos al Jaarmarkt, o mercado del año. Todos los martes en la mañana se instala en el centro el mercado. Con vendedores de toda clase de productos, pero el día de mañana será especial. Además, estoy autorizada a comprar una ollas nuevas para nuestra casita y "lo que te guste". Pregunto cual es mi límite financiero y me dicen que ninguno. Ay papa! Me huele a que tendremos nuevos muebles!

2 comentarios:

  1. Anónimo13.7.11

    Me da gusto que hayas tenido una fiesta de verano que cae súper bien y sobre todo en compañia de tu esposo.

    Aprovecha que te dijo que puedas comprar todo de todo ehhhh ya me imagino la cara que pusiste cuando te dijo que compraras lo que quieras jajaja. :)

    saludines

    **Alma**

    Pd. esta fallando tu blog te dejo comentarios y me rechaza :0(

    ResponderEliminar
  2. Hola guapa!!!
    Pues, si supieras que no compré nada. Primero, el hombre que vende las ollas no estuvo este año, y segundo, no había nada que valiera la pena!
    Así que sólo gasté 1 euro en un heladito que me comí con los suegros... Pablo puede estar felíz todavía, jejejeje.
    Lo del blog, creo que la plataforma de blogger echa un poco de broma de vez en cuando, con eso no puedo hacer mucho!
    Un abrazo!

    ResponderEliminar